Home » Turismo

Category Archives: Turismo

Expertos de EEUU promocionan el ecoturismo del corcho y el alcornoque

La fundación norteamericana Cork Forest Conservation Alliance ha llevado a cabo una actividad ecoturista en la finca El Marrufo, en el parque natural de Los Alcornocales para conocer las labores de saca del corcho en este espacio natural. Esta entidad tiene como objetivo dar a conocer la importancia que tiene para la conservación de los bosques el consumo de corcho a través del ecoturismo especializado. La Fundación Jaime González-Gordon “apoya este proyecto en beneficio de la promoción del corcho, la conservación de los alcornocales y el desarrollo rural”, señala en una nota informativa. Los norteamericanos fueron testigos directos del proceso de descorche así como de la belleza del alcornocal y elementos consustanciales a esta labor como las mulas de arriería. El presidente de la fundación Cork Forest Conservation Alliance, Patrick Spencer, encabezaba esta delegación. Tras la visita subrayó que “el problema principal es que mucha gente lejana a las zonas corcheras piensan que el aprovechamiento del corcho es similar a la situación de los aprovechamientos madereros en algunos lugares de la amazonia. Este desconocimiento les hace no comprar corcho, porque creen que así salvan a los bosques”.

La From Bark to Bottle nació con la intención de reconocer y mostrar los múltiples beneficios inherentes al uso del corcho, a través de una experiencia ecoturística única que recorre algunas de las zonas productoras más significativas de la Península Ibérica. El proyecto representa una iniciativa centrada en mostrar el ecosistema del alcornocal, la cultura asociada a sus territorios y la industria vitivinícola “una simbiosis entre todos estos elementos ya que todos ellos se ven beneficiados y mejorados gracias a la relación que establecen: 100% sostenibilidad”. La visita del grupo se propone como una oportunidad para comprender las relaciones entre los elementos que caracterizan los territorios corcheros, disfrutar de su patrimonio natural, de sus manifestaciones culturales, de su gastronomía, de sus gentes, de sus paisajes. Megan Epler, fundadora de la Sociedad Internacional de Ecoturismo, entidad a la que está adherida el proyecto, “el ecoturismo en los próximos 20 años va a ser la principal fuente de ingresos para los espacios naturales, y los ecoturistas estarán preparados para pagar”, un proyecto muy innovador que está teniendo gran aceptación en Estados Unidos, a raíz de una reciente publicación en el New York Times. En 2016, este grupo recorrerá las zonas corcheras de Extremadura, Andalucía y Cataluña durante la temporada del descorche.
Puede encontrar la noticia en:

Apología del jamón de Jabugo

Existe una sierra, la de Aracena, al norte de Huelva, donde los cerdos ibéricos pastan sin estrés y devoran bellotas. Seguimos sus pasos por esta ruta pata negra entre catas, dehesas, bodegas artesanales, fotogénicos pueblos blancos y menús sólo aptos para carnívoros.

Éste es el trabajo de un personal trainer porcino: «Da igual que haga frío, llueva o nieve, el porquero está todo el día pendiente del marrano para que no le falta nada, lo alimenta, vigila que no se dañe, hace que se mueva… Igual que en un gimnasio». Lo cuenta Domingo Eíriz, propietario de la fábrica artesanal de jamones que lleva su apellido, con casi 200 años de historia familiar mimando cerdos. Pero no de cualquier tipo, sino sólo los más top. O lo que es lo mismo, los ibéricos puros de bellota.

Lo hace en medio del campo de Corteconcepción, uno de esos fotogénicos pueblos blancos desperdigados por la sierra onubensede Aracena, cuna del mítico jamón de Jabugo. Y de la rutahomónima creada en su honor con parada y posta en dehesas, bodegas, secaderos, restaurantes, mesones y hoteles con menús sólo aptos para carnívoros, museos del jamón, catas, clases de corte y loncheado… Apunte esto: el bocado ideal debe tener entre tres y cuatro centímetros. Palabra de maestro cortador.

El recorrido pasa por una treintena de municipios: Aracena, Linares de la Sierra, El Repilado, Alájar, Castaño del Robledo… No puede faltar Jabugo. Porque sí, existe un lugar llamado así, con Plaza del Jamón incluida en pleno centro. La fábrica de Eíriz es uno de los puntos fuertes de la ruta, con visitas para conocer cómo funciona el universo jamonero de pata negra. El aprendizaje comienza en la dehesa, donde un porquero (el entrenador personal del inicio) varea con fuerza un par de encinas mientras se dirige voceando a una piara que deambula alrededor.

Cuarto producto gourmet del mundo

Todos los animales se arremolinan junto a él porque saben lo que viene: la hora del almuerzo. Normal, estamos en época de montanera. O de ponerse hasta arriba de bellotas en el campo. Eso sí, primero hay que darles las de alcornoque (más agrias) y después las de encina (más dulces). Si se hace al revés, dicen los gorrinos que las primeras se las coma Rita. Resultado: el marrano puede pasar de 90 a 170 kilos en cinco meses de engorde, de octubre a febrero. La dieta incluye también setas, aceitunas, raíces y gusanos. Aun así, mantendrá un esqueleto fino, seña de identidad del ibérico. Se ve en los tobillos.Y es que, durante la montanera, hay hacer que se mueva con cero estrés por elbosque, ya que su grasa resultará, ya en el plato, mucho más sana y sabrosa si ha vivido relajado. La prueba: dicen los expertos que una lata de Coca-Cola tiene más calorías que 100 gramos de ibérico. Ese minucioso cuidado es clave para que el manjar sea uno de los cuatro productos gourmet del mundo, detrás del caviar, el champán y el foie. Traducido en cifras, el jamón más caro del planeta se ha vendido por nada menos que 4.000 euros.

Volvamos al de Huelva, sinónimo de una de las cuatro Denominaciones de Origen de España. Las otras tres: la Dehesa de Extremadura, Guijuelo y Los Pedroches. Eso sí, el término completo, Jamón de Huelva, tiene los días contados porque sus responsables se han rebelado y quieren que se llame sólo Jabugo. ¿El motivo? Creen que (fuera de nuestras fronteras sobre todo) se identifica su producto con el ibérico nacional en general. Y el suyo únicamente crece aquí, en la Sierra de Aracena y Picos de Aroche, un parque natural catalogado como Reserva de la Biosfera por la Unesco a 106 kilómetros de Huelva capital.

Granjas ecológicas

Allí se da un microclima perfecto para la cría, sacrificio, salazón, lavado, secado y curación (estas útimas serían las fases de elaboración) de la posterior exquisitez. La altitud (entre 700 y 900 metros) y ser el primer macizo montañoso relevante con que se topan las corrientes que llegan del Atlántico tienen la culpa de ese clima privilegiado. Hay que añadir que llueve bastante y que los inviernos no son muy fríos ni los veranos muy calurosos, según explican desde la finca Montefrío, en Cortegana, una de las granjas ecológicas del lugar.
Tendríamos así el paquete 10 para rastrear esta Ruta del Jabugo que incluye, además del aspecto gastronómico, un buen puñado de actividades: senderismo, paseos en bici o a caballo, vuelos en helicóptero sobre las dehesas… Luego estarían las visitas por los pueblos de la zona, empezando por Jabugo. Nada más poner un pie allí, el olor a pata negra de la ristra de tiendas especializadas le pondrá en situación.

En esta localidad están también las bodegas Cinco Jotas yMontesierra, dos referentes mundiales que siguen elaborando sus productos de manera artesanal. La ruta pasa sí o sí por el precioso pueblo de Aracena, donde hay que subir a su castillo almohade y colarse en la Gruta de las Maravillas, la primera cueva turística de España (se abrió en 1914) y escenario cinematográfico de películas como Viaje al centro de la Tierra. Imagine el espectáculo natural que se cuece ahí dentro.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.ocholeguas.com/2015/11/17/espana/1447777463.html

Un operador turistico luso incluirá la Ruta del Jabugo en sus itinerarios de calidad

El operador turístico luso Nortravel, especializado en itinerarios de calidad por Europa, ha realizado esta semana un viaje de prospección guiado por el Patronato provincial de Turismo a la localidad serrana de Jabugo.

Después de  conocer los principales atractivos de la la Ruta del Jabugo, el touroperador luso ha decidido incluirla en sus itinerarios de viajes y excursiones por Andalucía. Así a partir de la Semana Santa de 2016, turistas brasileños y portugueses, los principales clientes de este operador turístico, conocerán todos los secretos de la elaboración del Jamón de Jabugo, adentrándose en la naturaleza y tradiciones que le rodean y disfrutando de una experiencia única en el mundo.

Este viaje de prospección ha sido organizado por el Patronato Provincial de Turismo tras la petición recibida a través de Turismo Andaluz. Los técnicos de programación de Nortravel, Angelo Grilo e Inés Borges, guiados por el personal técnico del Patronato, han visitado diversos restaurantes, establecimientos, bodegas y fincas productoras que forman parte del Club de Producto de la Ruta del Jabugo con el fin de seleccionar los puntos que finalmente incluirán en el itinerario de sus viajes.

Nortravel, con sedes en Oporto y Lisboa, es uno de los touroperadores más destacados para el mercado brasileño en sus viajes a Europa. Sus clientes, de un segmento medio-alto, contarán por primera vez con una oferta de circuitos por Andalucía.

El programa de viaje, que partirá de Lisboa, pasará por Badajoz, Córdoba, Granada, Sevilla y concluirá en Jabugo, donde visitarán fincas de dehesa y establecimientos de restauración incluidos en la Ruta del Jabugo así como el Centro de Innovación y Promoción del Cerdo Ibérico de Jabugo.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://huelvaya.es/2015/09/12/nortravel-incluira-la-ruta-del-jabugo-en-sus-itinerarios-de-calidad/

Bravo por el toro

A vueltas con la gresca y la idea de España, el escritor Aquilino Duque acaba de decir que “la tauromaquia es el último refugio de los patriotas”. Quizá exagera el autor de El toreo y las luces, obra deliciosa por cierto. La verdad es que entre la hipérbole y la memez apenas si hay trecho. En su reciente visita a España, Morrissey, ex de los Smiths, dijo que cuando un toro hiere a un torero se pone feliz. Añade que “los toros son la vergüenza de España”. Sea como sea, los toros provocan ardorosos debates, en versión latina o al ibérico modo, tanto monta, lo cual debiera excluir por razones obvias al paliducho Morrissey.

La mundología del toro va mucho más allá del volapié final, la sangre con cuajarones y el arrastre con mulillas. Las corridas de toros, colorismo puro, pueden agradar o no. Pero el ‘territorio toro’ es otra cosa. Y es a esto a lo que vamos. La provincia de Sevilla es cuna germinal del toro de lidia. De la sevillana ganadería de Vistahermosa (siglo XVIII) procede el 90 por ciento de las divisas actuales.

La Diputación edita así la guía ‘Territorio Toro en la provincia de Sevilla’. Ideal, pues, para taurómacos y -ojo- para no aficionados. Varios módulos alternos ofrecen la posibilidad de hacer turismo taurino por dehesas, tentaderos, museos, plazas, fincas y añejos figones. En la provincia existen 15 cosos y 150.000 hectáreas entre dehesas, marismas y campiñas, todas ellas dedicadas al rey de los cornúpetas.

La civilización no se entiende sin la simbología del toro. Del Egipto faraónico al vergel de Babilonia. De la Hélade griega a Roma. Y de Roma a Hispania. No hay que olvidar que en Sevilla, en necrópolis tartésicas (Mairena del Alcor), se han hallado pinturillas taurinas sobre yacijas. De la era turdetana es el Toro de Osuna. Y del Tesoro del Carambolo se preservan pectorales en forma de lámina de toro. No será, pues, por poca historia.

“Creo que los toros es la fiesta más culta del mundo”, dijo García Lorca. Su elegía por la muerte de Ignacio Sánchez Mejías se recita hoy de carrerilla. Goya y Picasso no se entienden sin la españolísima tradición. Menos conocido es el fino José Bergamín, verso suelto y autor de la inmortal La música callada del toreo. No será, pues, por falta de padrinos culturales.

‘Territorio Toro’, como guía completa, invita a visitar al rey de la dehesa en su hábitat. O sea, en la dehesa misma, en inigualable estampa, ya sea por la ribera del Guadalquivir, Doñana o la Vía de la Plata. El afín y el profano (incluido el urbanita más irredento), podrán gozar ‘in situ’ de todo el orbe del toro (gastronomía, paisanaje, industria, naturaleza, artesanía, etc.).

En Villamanrique de la Condesa, la ganadería Partido de Resina (antiguo encaste Pablo Romero) enseña al visitante lo mejor de su legendaria estirpe (esos toros bajitos y fuertes, cárdenos y astifinos). Quien no sepa distinguir entre un añojo, un eral y un utrero, debe rendir visita al Castillo de las Guardas, a la finca de Gabriel Rojas. En Aznalcóllar, en la Dehesa La Calera (ganadería de Lora Sangrán), el toro luce su tronío por entre el paisaje más heráldico y español: alcornoques, encinares, olivos.

Otras fincas y dehesas de impostergable visita son Ganadería Peralta (Puebla del Río), Albaserrada (Gerena), Hermanos Sampedro (Castillo Las Guardas), Las Monjas (Lora del Río-Constantina) y la muy acendrada Herederos del Conde de la Maza (Morón).

La guía ‘Territorio Toro’ no podía olvidar el momento fogón: la gastronomía. Pero la idea que se propone va más allá de alabar las exquisiteces de la cola de toro. La idea que se sugiere es la de disfrutar del condumio, pero en el sitio autóctono. Aparte de toda receta ibérica y de puchero, se pueden descubrir nuevos maridajes. El toque delicatessen también existe.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.elmundo.es/andalucia/2015/06/18/5581c1b8268e3e99088b4596.html

Exquisiteces ibéricas en la Ruta del Jamón

Somos lo que comemos” es una expresión muy difundida, que cobra una dimensión especial en la Ruta del Jamón Ibérico. En un collar que enlaza bosques, granjas, industrias, pueblos y ciudades de España, se produce el tercer producto gourmet del mundo luego del champagne y el caviar, procedente de la única raza de cerdos genéticamente pura, en la que la naturaleza, la paciencia y el conocimiento que se hereda de padres a hijos son ingredientes de una receta tan sencilla como perfecta. La comida es una cosa seria en España. Y el jamón ibérico una marca país. No solo se saborea, sino que se vive.

Desde que nace un cerdo ibérico hasta que un jamón llega a la mesa, transcurrirán cinco años. El animal se sacrifica tras 20 meses de haberse alimentado en bosques naturales y el resultado de todo el proceso será de una exquisitez tal que el valor de una pata de jamón oscilará entre los 300 y los 400 euros (entre 9.300 y 12.400 pesos uruguayos).

Orgullo ibérico.

El cerdo ibérico se alimenta fundamentalmente de bellotas —las que obsesionan al personaje Scrat de La era del Hielo—, así como de pastos y hierbas, lo cual otorga a sus carnes sustancias antioxidantes naturales y vitaminas esenciales beneficiosas para la salud.

El cerdo español, de característico color negro, se cría en la dehesa, un bosque de encinas y alcornoques (el árbol del corcho) que ha sido modificado a través del tiempo con las labores agrícolas y ganaderas. Las bellotas son el fruto de ejemplares centenarios, que hay que mantener y eventualmente volver plantar. Esta última acción es casi un acto de amor, un generoso legado para las futuras generaciones. Y el alcornoque es ejemplo de la paciencia: regala una única corteza de corcho cada nueve años.

En este hábitat natural, el cerdo se alimenta en libertad durante la montanera, período en el que cae la bellota y que va desde el otoño hasta finales del invierno europeo. Sobre todo durante sus últimos meses de vida, cada cerdo necesita entre una y dos hectáreas de dehesa para alcanzar el peso de faena. Cada día, un solo guarro consume la friolera de nueve kilos de bellotas, los que debe obtener hocicando el campo a sus anchas. Los jóvenes serán colocados en las pendientes de las montañas para que quemen su energía de un modo más productivo; o en la ribera de los ríos, para que agoten las bellotas antes que éstas sean arrastradas por las crecidas. En esta gimnasia porcina se consigue que la grasa se infiltre en la carne, proporcionando al jamón el secreto de su textura, aroma y gusto.

Sin colesterol.

Son múltiples las cualidades del llamado Jamón de Bellota 100% Ibérico, el súmmum de los cortes, entre los que destacan marcas de larga tradición y raigambre en España como “Julián Martín” y “Cinco Jotas”, ambas proveedoras de la popular cadena El Corte Inglés, reconocida por sus estándares de calidad a la hora de escoger a sus proveedores. Y otras más artesanales como la fábrica de jamones Eíriz, forjada por una familia ligada al pequeño pueblo de Corteconcepción en Huelva.

El alto contenido de ácido oleico del jamón de bellota le confiere un gusto único y permite reconocerlo una vez que se sirve en la mesa, por su apariencia aceitosa o brillosa. La grasa de un 100% Ibérico tiene que ser suave al tacto y debe hundirse sin dificultad al ser presionada, volviendo rápidamente a su posición normal.

Varios estudios han confirmado que, lejos de producir colesterol, el cerdo ibérico es cardiosaludable. La proteína que se encuentra en su carne, rica en aminoácidos esenciales, o su porcentaje en dopamina —un neurotransmisor que provoca sensación de placer y bienestar— hacen de los jamones un alimento sin contraindicaciones.

El pasado presente.

La dehesa es un escenario que une la historia con el presente. En la Ruta del Jamón, que entrelaza Castilla y León, Extremadura y Andalucía, siguiendo los límites con Portugal, se encuentra más del 50% del patrimonio cultural español y uno de los museos al aire libre más grandes del mundo. Quienes la recorran podrán adentrarse en pequeños pueblos como Guijuelo (donde se encuentra la fábrica de jamones más importante de la firma Julián Martín con 50 millones de euros de stock en sus bodegas) o conocer ciudades históricas como Salamanca, Plasencia, Candelario, Cáceres, Zafra, Jerez de los Caballeros (una joya medieval en la que se encuentra la casa de Vasco Núñez de Balboa, primer europeo en divisar el océano Pacífico), Jabugo (municipio de Huelva donde se ubica el “Centro de Innovación y Promoción del Ibérico”), o la incomparable Sevilla.

Como si fuera poco, los visitantes pueden hospedarse a un costo razonable en monasterios del siglo XV (en Plasencia por ejemplo) o en castillos medievales como el de los Duques de Feria en Zafra, recuerdos del poder que tuvieron el clero y la realeza y que hoy forman parte —perfectamente acondicionados— de la Red de Paradores de España, una cadena hotelera única en el mundo.

Un proceso artesanal.

Una vez que las fábricas reciben las patas traseras y las paletas (secciones delanteras) de los cerdos, las piezas son tapadas con sal marina (permanecen en saladeros un día por cada kilogramo de peso), para pasar luego a manos de los maestros perfiladores que retiran el exceso de grasa, dejando solo la necesaria para que no se sequen y tengan buen gusto.

Luego que las piezas son lavadas pasan a secaderos y bodegas naturales, donde quedan colgadas y protegidas en curación durante aproximadamente tres años. Siempre hay un cuidado artesanal del producto, por más industrial que sea el proceso. Una vez que la pieza ha completado la estancia en bodega, en semipenumbra, es sometida a la cala por el maestro jamonero que, con olfatear las muestras tomadas de distintas secciones, comprueba que se halla en su momento óptimo de curación y, por tanto, lista para el consumo.

El etiquetado (un precinto de plástico inviolable que se coloca en el matadero y acompaña a los jamones hasta su venta) se basa en distintos criterios: por encima de todo está el 100% bellota; pero también hay jamones “75% Ibérico” y “50% Ibérico”, este último alimentado con cebo de campo o artificial, por lo cual en sus empaques y sellos no puede utilizarse la imagen de la bellota o de la dehesa. En lo que se refiere a las Denominaciones de Origen del jamón ibérico, solo existen cuatro reconocidas, y son las de Guijuelo, Dehesa de Extremadura, Jamón de Huelva y Los Pedroches. Por lo tanto, el resto de los nombres son marcas comerciales (como el caso de “Pata Negra”).

El arte del corte.

Cortar jamón es un arte. Incluso hay quienes dicen que a un buen cortador— una profesión con todas las letras— nunca le va a faltar trabajo.

Para poder realizar un corte perfecto se requiere esencialmente habilidad y experiencia, pero también conocimiento preciso de las secciones de la pieza. El jamón tiene distintas partes (caña, jarrete, babilla, punta, contramaza y maza), cada una de ellas con características propias.

El maestro cortador dispondrá de un juego de cuchillos específicos para la tarea, con forma y tamaño especiales para cada función que deberá desarrollar. El más importante es el “jamonero” (también “atunero”), de hoja estrecha y larga con hendiduras (para que se oree la carne durante el corte), con el que obtiene las finas lonchas (fetas) sin dejar “saltos” en la pieza. El otro elemento imprescindible es el “jamonero”, un soporte que mantiene la pieza fija en la posición ideal para hacer los cortes.

Las lonchas son generalmente dispuestas de forma cuidadosa en el plato, pues éste será la carta de presentación del maestro cortador. Es frecuente que esta colocación incluya formas de fantasía (flores por ejemplo), una prueba más del valor que la alta gastronomía otorga a este producto.

Solamente sentir cómo una loncha de jamón ibérico se derrite en la boca y acompañarlo con vinos “de la tierra”, que con entendible orgullo promueven los vitivinicultores de cada región, es una experiencia por la que merece visitarse España.

 

Puede encontrar la noticia en;

http://www.elpais.com.uy/domingo/exquisiteces-ibericas-ruta-jamon.html

Impulsarán la dehesa como destino turístico

La dehesa de Arroyo de la Luz, que tiene 928 hectáreas, se convertirá en la primera Dehesa Cultural de Europa en los próximos años tras un proyecto que tratará de poner en valor este espacio natural como destino turístico. Así lo anunció ayer el alcalde, Santos Jorna, que destacó que esta nueva situación hará que el lugar “sea un generador de riqueza y empleo”. Precisamente, Jorna explicó que esto es fruto de los estudios realizados en la dehesa en lo que concierne a sus paisajes arqueológicos, funcionalidad histórica, medio físico y biodiversidad.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.elperiodicoextremadura.com/noticias/provinciacaceres/impulsaran-dehesa-destino-turistico_872812.html

Una nueva feria promoverá el turismo gastronómico en torno al cerdo ibérico

Gastroibérica es el nombre de la nueva feria que se celebrará del 24 al 26 de abril en la Institución Ferial de Badajoz (Ifeba) con el objetivo de promover el turismo gastronómico en torno al cerdo ibérico en la ciudad. Así lo explicó ayer en al presentación su director, el empresario Eloy Guerrero, que estuvo acompañado por el alcalde, Francisco Javier Fragoso, la directora general de Turismo, Elisa Cruz, y la concejala de Ifeba, María José Solana.

En la feria, que nace con la vocación de mantenerse y consolidarse en futuras ediciones, participarán entre 15 y 20 restaurantes y bares, que servirán tapas con el cerdo ibérico como ingrediente principal “a precios populares”. Una jurado elegirá el mejor pincho, que recibirá un premio en metálico y el galardón Cochino de Oro, patrocinado por Caja Rural de Extremadura.

También estarán presentes unos 60 expositores con productos del cerdo ibérico y de las distintas Denominaciones de Origen (DO) de la región. En los estands habrá cortadores de jamón y un concurso para elegir al mejor. Asimismo, a la cita asistirán las principales bodegas extremeñas y habrá catas de vino.

La organización, que ha dispuesto una zona con mesas y un millar de sillas para degustar los productos, ha invitado a participar a restaurantes y bodegas de Portugal con la intención de que la cita tenga un carácter transfronterizo y atraer público del país vecino.

CONOCIDOS COCINEROS En los 4.000 metros cuadrados que ocupará Gastroibérica también habrá espacio para el Rincón del Gin Tonic; para pastelerías y panaderías; y Delta estrenará un estand de cafés que es un vehículo de época. Asimismo, se impartirán master class, habrá conferencias y asistirán reconocidos cocineros extremeños y del ámbito nacional, cuyos nombres, según Guerrero, se confirmarán más adelante.

Sí está asegurada la presencia del chef extremeño Antonio Granero, que será el encargado el último día de la feria de elaborar un guiso de ibérico para 5.000 personas, con el que se pretende batir un récord Guinness.

El alcalde, por su parte, destacó que Gastroibérica es una cita “importante” para la ciudad y reconoció que es uno de los retos que “más ilusión” le hacen de los últimos años porque, según dijo, ayudará a romper el “estereotipo” de que Badajoz es eminentemente urbano, cuando es una de las poblaciones con más dehesa “del mundo”. Al mismo tiempo, Fragoso se congratuló de que esta feria parta de la iniciativa privada y que se estrene el año que Cáceres ha sido elegida Capital Española de la Gastronomía, haciendo así “una modesta aportación” a este proyecto.

El alcalde mostró su confianza en el éxito de esta feria, al igual que la directora de Turismo, quien destacó que iniciativas como Gastroibérica suman a la marca Destino Extremadura.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.elperiodicoextremadura.com/noticias/badajoz/nueva-feria-promovera-turismo-gastronomico-torno-cerdo-iberico_861093.html

Oliva de la Frontera celebra su VII Feria de la Dehesa con Barrancos como municipio protagonista

Acogerá del 20 a 22 de marzo la VII Feria de la Dehesa, que pretende potenciar el desarrollo sostenible de su dehesa y los recursos naturales económicos y de ocio que ofrece con actividades en torno a la finca comunal más grande de España, ‘Campo Oliva’, y con el municipio portugués de Barrancos como protagonista.

El diputado de Igualdad y Desarrollo Local de la Diputación de Badajoz, Manuel Antonio Díaz, y el teniente de alcalde de Oliva de la Frontera, Francisco Serrano, han presentado este jueves en la Institución Provincial este certamen, que compaginará rutas de senderismo, de ciclismo, de motos y quads o ornitológica en la dehesa, con observación astronómica nocturna, talleres de respostería o infantiles o una zona comercial y otra institucional en el centro de pueblo.

En su intervención, Manuel Antonio Díaz ha puesto en valor el apoyo “permanente” de la institución provincial a este tipo de eventos que potencian el desarrollo socioeconómico de localidades como Oliva, que cuenta con recursos naturales como su dehesa.

Además, ha señalado que el contenido de este certamen favorece dinamizar y profundizar en las líneas en las que trabaja la Diputación, como el turismo en torno a la dehesa o la Ruta del jamón, a la vez que ha felicitado que hayan incorporado trabajar y colaborar con el país vecino, Portugal.

Por su parte, Francisco Serrano ha defendido que es el momento de explotar los recursos turísticos de Oliva, que cuenta entre sus características “especiales” contar con la finca comunal más grande de España, ‘Campo Oliva’, tradicionalmente dedicada a la agricultura y a la ganadería, pero en los últimos tiempos también al turismo.

A este respecto, ha adelantado que están gestionando la instalación de dos comederos de buitres en dicha finca, y que también desarrollan iniciativas como suelta de especies o observación astronómica aprovechando que no es una zona con contaminación lumínica, en relación a lo cual ha señalado que estas dos últimas son algunas de las actividades que tendrán lugar en la Feria de la Dehesa, junto con diferentes rutas o unas jornadas apícolas.

Del mismo modo, en el centro de Oliva, habrá una zona comercial y otra institucional y se desarrollarán actividades de animación y de ocio, talleres, charlas sobre las aves y la biodiversidad o el turismo ornitológico en la dehesa, y actuaciones musicales de grupos de Oliva y de Barrancos, cuyo alcalde Antonio Pica Tereno ofrecerá, además, una charla sobre productos de la dehesa como el jamón y los embutidos.

En este sentido, Serrano ha indicado que a partir de este año dedicarán la feria a un municipio como protagonista y que han querido empezar por Barrancos al ser una localidad vecina con la que tienen historia en común y buenas relaciones.

Y, durante la feria, permanecerá abierta la exposición fotográfica ‘Los otros pobladores de la dehesa y nuestro medio natural’ en el Museo ‘La frontera’, así como un concurso de la tapa y el rally fotográfico ‘VII Feria de la Dehesa’.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.regiondigital.com/noticias/badajoz-y-provincia/234445-oliva-de-la-frontera-celebra-su-vii-feria-de-la-dehesa-con-barrancos-como-municipio-protagonista.html

Fin de semana en Badajoz: la Ruta del Jamón Ibérico ‘Dehesa de Extremadura’

Ésta es una ruta para vivir y experimentar desde dentro todo lo que rodea al mundo del jamón ibérico. Una tradición muy presente en las sierras del sur y el oeste de Badajoz y que nos permitirá visitar dehesas, caminar entre cerdos, conocer una fábrica de jamones y relajarnos en pequeños pueblos de casas blancas.

En total, la Ruta del Jamón Ibérico “Dehesa de Extremadura” en Badajoz alberga 33 municipios en menos de 150 kilómetros. Estas cortas distancias permiten conocer varios pueblos en dos días y tener un fin de semana con mucho que hacer pero a un ritmo tranquilo.

Es uno de los platos fuertes de la ruta, tener la posibilidad de pasear por largas extensiones de encinas y hacerlo junto a multitud de cerdos que se alimentan libremente de bellotas en el campo extremeño. A este pasto en libertad se le conoce como tiempo de montanera y es una de las señas de identidad del jamón ibérico: los cerdos se han criado corriendo, haciendo ejercicio, en contacto con la naturaleza y con alimentación natural durante la mayoría del año. Actualmente son muchas las dehesas que abren sus instalaciones al turista. Podrás organizar tu visita tanto a través de la web de Rutas del Jamón Ibérico como de las oficinas de turismo de los municipios de la ruta.

La mejor época para disfrutar de la dehesa es entre octubre y mayo. Son los meses de la montanera y pasearás entre cerdos de más de cien kilos, completamente confiados ante tu visita y que podrás tener a tu lado mientras oyes las explicaciones de los ganaderos. Te recomendamos hacerlo por la mañana porque el momento es especialmente atractivo gracias a la luz del sol y a la pequeña neblina de la noche que aún no se ha disipado completamente.

Un buen lugar para comenzar la ruta puede ser la zona de Higuera la Real y Fregenal de la Sierra e iniciar el paseo por la dehesa alrededor de las diez. Mientras paseas por el campo de dehesas, aprenderás que los cerdos o “guarros”, como muchos los llaman por la zona, se separan en parcelas según su peso, que alcanzan los 150 kilogramos, que hay constantes controles de sanidad o que pasan hasta dos años en libertad hasta que están preparados para la preparación de jamones.

Las fábricas o secaderos de jamones se encuentran en las proximidades de las dehesas y algunas se pueden visitar. Conocerás de primera mano todo el proceso de preparación del jamón ibérico, que puede llegar hasta los tres años. Podrás degustar los mejores jamones de la zona y participar, por ejemplo, en talleres de corte de jamón en los que aprenderás que el mejor corte para su consumo rápido es el que se hace con la pezuña hacia arriba, o al contrario si su consumo va a ser lento. Además podrás comprar el jamón ibérico en el mismo centro de elaboración. Ten en cuenta que para ver una fábrica en funcionamiento es recomendable visitarlas un día entre semana. En cualquier caso, te recomendamos consultar si habrá actividad durante la visita.

Si estás interesado, desde las oficinas de turismo y la Ruta del Jamón Ibérico, se pueden organizar multitud de actividades como catas de productos del cerdo ibérico, exhibiciones de corte de jamón, rutas en bicicleta por dehesas, paseos en 4×4…

 

Puede encontrar la noticia en:

http://hostnews.es/index.php/news/2971/16/Fin-de-semana-en-Badajoz-la-Ruta-del-Jamon-Iberico-Dehesa-de-Extremadura.htm

Vivir el mundo del toro

Aprovechar las posibilidades de desarrollo económico enExtremadura vinculado al mundo del toro, analizar su situación y las acciones necesarias para potenciarlas, son los principales objetivos del I Congreso Nacional de Turismo Taurino que se celebrará en Badajoz los días 27 y 28 de febrero próximos.

Según expresó a CND el Presidente de la Diputación de Badajoz, Valentín Cortés Cabanillas, durante la presentación en Madrid, es objetivo primordial del gobierno favorecer los diversos sectores económicos de la provincia, y este congreso se organiza para favorecer y potenciar la visita de aficionados y turistas a nuestras ganaderías de reses bravas, en plena naturaleza y en nuestra dehesa, disfrutar de ella y ver como se cría el toro bravo, junto con una gastronomía campera, observación de aves, paseos y rutas senderistas. Organizado por los Patronatos de Tauromaquia y Turismo y el Área de Igualdad y Desarrollo Local de la Diputación de Badajoz, en su apuesta por lapromoción y difusión del mundo del toro, quiere poner en valor este sector, con sus distintas vertientes: económicas, sociales, culturales y turísticas, de especial interés para los amantes de la tauromaquia, así como para quienes desean sentir el espíritu de lo más puro de la Dehesa extremeña.

El programa del congreso pretende abarcar las diversas facetas en la estrecha relación que entre el mundo del toro y el turismo, con ponencias sobre los temas “Los toros, producto cultural”, “Impacto económico del Turismo del Toro” y “La Gastronomía y el Turismo Taurino”, presentadas por expertos de esos sectores, como la Unión de Federaciones Taurinas de España,  ganaderos especializados en la cría del toro, profesores universitarios, la Academia Extremeña de Gastronomía y agencias de viajes que ya ofrecen paquetes turísticos taurinos.

Asimismo, se han organizado Fam Trip y Press Trip, para que no sólo el público en general, sino también los profesionales y críticos del sector taurino, puedan conocer toda la oferta de la que dispone Badajoz. Prensa y agencias de viajes tendrán oportunidad de visitar la Plaza de Toros de Olivenza y saborear una comida campera en la Finca “Los Fresnos”, de la ganadería de D. Luis Terrón. Al día siguiente, podrán disfrutar en la Finca de D. José María Marrón, donde degustarán los platos típicos de la tierra.

Debe observarse que en la provincia de Badajoz existen más de 50 fincas ganaderas para la cría de reses bravas, a las cuales habría que sumar las 71 existentes en la provincia de Cáceres y sus 34 plazas de toros, entre las que destacan once cuya antigüedad se remonta al siglo XIX, según los cronistas de la región. Según los organizadores, existe gran interés por aficionados franceses, japoneses y chinos por este tipo de turismo, y quieren atraer la presencia de esto aficionados a las ganaderías de la provincia pacense, lo cual contribuirá a fortalecer este sector económico con un impulso que constituye un beneficio complementario para las ganaderías.

En palabras del presidente a CND, lo que pretendemos con este Primer Congreso es poner en valor todo lo que significa el toro, pero no limitarnos al espectáculo, sino a todo lo que lo rodea, desde la dehesa a la gastronomía en este medio natural, un ecosistema único que venimos trabajándolo en un producto turístico denominado “Dehesa y Toro”, que permita a los aficionados y especialistas, al margen de la asistencia a las plazas, que puedan también disfrutar de todo esto.

Esa es nuestra pretensión –agregó- y que especialistas de la comunicación puedan transmitir lo que consideren oportuno respecto al turismo y lo que puedan ver y vivir en las dehesas. Suele afirmarse –concluyó Cabanillas- que uno aprende el 20% de lo que lee, el 50% de lo que ve y el 80% de lo que vive, y eso es lo que queremos, que vivan el mundo del toro.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.caribbeannewsdigital.com/noticia/vivir-el-mundo-del-toro

La dehesa extremeña, una inmobiliaria de lujo

Un escaparate de 4.163.450 hectáreas, al que se asoman ojos que en una película de dibujos animados aparecerían como símbolos de euro parpadeando. Carteras alegres de media España y bastante más allá han cumplido uno de los sueños de su vida comprándose una finca en Extremadura, que no pinta demasiado en el mercado inmobiliario urbano español, pero que tiene plaza fija en el podio si la carrera se disputa en el campo.

«Para cierto tipo de gente interesada en las fincas rústicas, nuestra región es un auténtico paraíso», resume Cecilia Calderón, que lleva años intermediando entre vendedores y compradores de propiedades fuera de lo común en suelo extremeño. En la web de su empresa,www.rusticasyurbanas.com, se anuncia una finca de caza de 1.050 hectáreas de dehesa, riberos, vega y bosque mediterráneo, lindante con el río Tajo en siete kilómetros. No tiene caminos públicos que la atraviesen y dispone de embarcadero, dos torres de vigilancia, gasolinera, ocho charcas para recoger agua de lluvia y cuatro viviendas (una principal de 450 metros cuadrados, más la del guarda y dos para invitados). En ella se han abatido este año dos ejemplares de caza mayor catalogados como medalla de oro y uno de plata. Quien quiera comprarla, que vaya preparando 8,4 millones de euros.

Y las hay más caras. Inverwine, un portal inmobiliario con intereses más allá de España, incluye en su catálogo una finca de quinientas hectáreas, de las que 320 forman una reserva de caza mayor con seiscientos jabalíes y 120 muflones (setenta hembras y cincuenta machos). «En monterías, la venta de los 25 puestos reporta entre 54.000 y 60.000 euros», añade el anuncio, que especifica también que el terreno incluye 6.000 metros cuadrados de jardines con iluminación propia que se puede activar por zonas. Su precio de venta es de 15 millones de euros. La calculadora ayuda a clarificar hasta qué punto Extremadura juega en la Champions League del mercado inmobiliario rústico. Quince millones de euros, divididos entre quinientas hectáreas, dan como resultado un precio de 30.000 euros por hectárea. Una cifra inusual, pero no excepcional.

El precio

«El precio –explica Cecilia Calderón– depende de muchos factores, entre ellos la ubicación, las comunicaciones, los accesos, el tipo de terreno, las infraestructuras con la que cuenta la propiedad, pero es cierto que hay fincas rústicas en las que se puede alcanzar un precio de entre 20.000 y 24.000 euros hectárea».

Como prueba, otro anuncio: Plantación olivarera en las inmediaciones de Almendralejo, 120 hectáreas de regadío por goteo, 2,5 millones de euros. O sea, a 20.833 euros por hectárea. «Media España está en venta, y media España está dispuesta a comprar», resume uno de los responsables de fincasydehesas.com, la inmobiliaria con sede en la región que tiene en su cartera esta finca en la comarca de Barros.

En este sector, y especialmente a partir de cierta cantidad de ceros, la discreción es el primer mandamiento. Y es lo que explica que las inmobiliarias no siempre publiciten toda su cartera, y que en buena parte de lo que sí anuncian, se ofrezcan los datos justos para hacerse una idea, sin precisar la ubicación y obviando el precio. En el fondo de estas prevenciones también está el objetivo de ahuyentar a curiosos sin verdadero interés en comprar. De hecho, hay empresas que advierten que para visitar la propiedad es «indispensable firmar nota de visita con reconocimiento de honorarios».

Discreción obliga, dos intermediarios hacen idéntica reflexión: en los años buenos, hubo bastantes empresarios de la construcción que compraron, y que ahora tienen que vender por la mitad de lo que pagaron, porque no pueden mantener esa propiedad o porque necesitan el dinero para salvar su negocio. «Se pagaron auténticas barbaridades», dice uno de estos profesionales.

El otro caso típico de vendedor tiene que ver con las herencias, con hijos de extremeños que emigraron y que se han criado en la ciudad, ajenos al campo. Se encuentran de pronto con una propiedad que ni saben ni quieren gestionar ni disfrutar, y ven en su venta una buena forma de sacarle un rendimiento al regalo recibido.

Del otro lado están los compradores, donde también hay perfiles bastante definidos, unidos por una característica común: son personas de economía desahogada. Un primer tipo engloba a quienes pretenden hacer negocio con la caza. Para ellos, toda Extremadura tiene buen cartel, aunque se valora especialmente la cercanía a Madrid. El norte de la región y la zona limítrofe con Castilla La Mancha lideran la lista de preferencias, en la que también tiene un hueco la sierra de San Pedro. A caballo entre las dos provincias, esta zona se ha ganado cierto cartel a escala internacional, y su sola mención constituye un reclamo dentro y fuera de España.

Un segundo perfil de comprador es quien busca obtener un rendimiento a partir de lo que genera la tierra, en ocasiones sin tener que trabajarla demasiado. «En este capítulo –apuntan desde el sector–, Extremadura es más apetecible, porque tiene muchas fincas grandes que se han trabajado y cuidado durante años, mientras que en Andalucía es más común encontrar propiedades grandes en manos de terratenientes que no las han cuidado tanto porque no eran su fuente de ingresos principal». En este capítulo, lo más cotizado son los regadíos de Vegas Altas y del entorno de Almendralejo u Olivenza. También el área de influencia del Parque Nacional de Monfragüe. Y en un segundo escalón, las Vegas Bajas.

«Una inversión segura»

«Hay un tipo de comprador que en la actual situación económica, se siente más seguro invirtiendo en fincas rústicas que en la Bolsa o en un depósito bancario», explica uno de los responsables de fincasydehesas. «La explotación del corcho o del regadío –añade– genera una rentabilidad que puede ser superior a la que ofrecen otras alternativas más habituales».

Además de quienes se fijan en el negocio cinegético y los que prefieren el agrícola y ganadero, hay una tercera tipología de comprador. Es aquel que busca el sitio de su recreo. Ypara eso, para una casa de fines de semana, puentes y vacaciones, nada más cotizado que La Vera. La comarca cacereña se ha hecho un nombre en este mercado, en parte gracias a la publicidad que supone que la hayan elegido famosos como Ana Rosa Quintana, Marta Sánchez y por encima de todos, Alejandro Sanz. El mensaje que en sí mismo supone la presencia de estos nombres ha elevado el precio de las mejores fincas rústicas de la comarca cacereña, hasta el punto de que entre quienes conocen de primera mano este mercado, empieza a calar la idea de que hay zonas igualmente apetecibles y donde los precios son más bajos.

En este punto, resulta ilustrativo el anuncio de Fincas Rústicas Gilmar (la de Jesús Gil Marín, hijo del expresidente del Atlético de Madrid). «Espectacular finca de recreo en la comarca de La Vera (Cáceres) –se lee en la web–, a los pies de la sierra de Gredos, con vistas al pico Almanzor, totalmente vallada, con abundante vegetación, agua, luz, caminos en perfectos estado, embalse propio, varias edificaciones entre las que destaca la vivienda principal (más de 1.200 metros cuadrados), producto de la rehabilitación y transformación de un antiguo secadero de tabaco». «Sin duda –se añade–, una de las construcciones más bellas y de más lujo de toda la comarca, todo ello en un marco de incomparable belleza, privacidad y exclusividad». Tiene dos viviendas, jardines, 350 olivos, cuadras y hasta una cancha para jugar al polo, ocupa 82 hectáreas y se vende por 5,5 millones de euros. Es decir, a más de 67.000 euros por hectárea.

Un precio exorbitante, que se sitúa en el extremo de un mercado que en absoluto se ha salvado de la crisis. El puñetazo en la frente le llegó más tarde, pero le dejó tan noqueado como a las fincas urbanas.

En estas últimas, el año con más hipotecas firmadas y más operaciones cerradas fue 2007. Por contra, en el de las rústicas fue 2009. En ese ejercicio, se formalizaron en Extremadura 2.189 créditos hipotecarios sobre fincas rústicas, que sumaron casi 449 millones de euros, según el Instituto Nacional de Estadística. A partir de ahí, el negocio empezó a bajar, y el año pasado, se concedieron 1.109 préstamos hipotecarios por importe de 141 millones. O sea, en cuatro años, bajó un 53 por ciento el número de operaciones y un 69 la cuantía de estas.

«Ahora se está empezando a notar cierta recuperación, llevamos medio año en el que las cosas se han animado», constata Cecilia Calderón. Y los números le dan la razón. Los del segundo y el tercer trimestre de este año son mejores que los de los mismos periodos de 2013. Se han firmado más hipotecas y ha aumentado la cantidad de dinero que mueve un sector que ha pasado por distintos momentos en los últimos años. «Hubo un tiempo en el que se puso de moda, entre la gente con capacidad económica para ello, comprar una bodega», recuerda Calderón, que tiene su oficina en la Ciudad Monumental de Cáceres. Más tarde, la tendencia entre los ricos fue hacerse con un terreno en el campo, a ser posible en plena dehesa. En muchos casos, especialmente si el dueño era alguien que había acumulado dinero gracias al ladrillo, para utilizarla como escaparate, como lugar en el que cerrar negocios con la excusa de la caza o la buena mesa, o las dos cosas en el mismo fin de semana.

Para el sector, la crisis ha tenido dos caras. Redujo el número de potenciales compradores, pero ha hecho aflorar un buen número de propiedades, de manera que el catálogo actual de fincas rústicas a la venta en Extremadura es el más amplio en mucho tiempo. Una casa de campo en Badajoz – «en una zona de caza bastante única», se afirma en el anuncio– con 14 dormitorios y en un terreno de 650 hectáreas, por 6,5 millones de euros. 680 hectáreas de dehesa ganadera especialmente indicadas para la cría del toro bravo, junto a Monfragüe, por 7,1 millones. 542 hectáreas para criar ganado en la Sierra de San Pedro por 3,3 millones. 440 hectáreas para ganado ovino y caza menor en La Serena por 3,2 millones, cantidad por la que también se puede comprar un terreno de 1.015 hectáreas en el corazón del Valle del Jerte. O por seis millones, en La Vera, un coto intensivo de caza mayor con catalogación de núcleo zoológico, y que tiene una población estable de corzos, gamos y ciervos, un pabellón para monterías y otros actos sociales, una plaza de tientas y hasta un hórreo gallego reconvertido en apartamento y ubicado en la parte más alta de la finca, para disfrutar un domingo por la mañana de las vistas al valle del Tiétar y la sierra de Gredos.

La naturaleza pone su parte en este escaparate inmenso que ha convertido a Extremadura en una inmobiliaria de lujo. Lo apunta Cecilia Calderón, que va de un sitio a otro viendo y enseñando fincas. «La protección que ha tenido la comunidad autónoma durante todos estos años –reflexiona– nos ha convertido en un valor muy importante, y ahora mismo, al alza».

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.hoy.es/extremadura/201412/20/dehesa-extremena-inmobiliaria-lujo-20141220204753.html

La Diputación Badajoz acerca al viajero a la dehesa y el cerdo ibérico

El área de Igualdad y Desarrollo Local de la Diputación de Badajoz, en colaboración con empresas turísticas, ha presentado hoy el programa de actividades “Experiencias en la Dehesa-Ruta del Jamón Ibérico Dehesa de Extremadura”, para acercar al viajero a la dehesa donde se cría el cerdo ibérico.

El diputado delegado de Igualdad y Desarrollo Local, Manuel Antonia Díaz, ha explicado que para la Diputación el turismo es un sector estratégico para el desarrollo de la provincia.

Además, ha añadido que la conservación y la creación de experiencias de rutas en torno al jamón ibérico es el motivo que justifica la organización de este programa de actividades.

En el programa se incluyen 17 rutas y circuitos que pueden realizarse de forma individual y en grupo y que permitirán al viajero ver una matanza didáctica, visitar centros de interpretación del jamón ibérico, escapadas “4×4” por la dehesa, visitas a una explotación ganadera extensiva o la realización de un curso de corte de jamón.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.finanzas.com/noticias/empresas/20141210/diputacion-badajoz-acerca-viajero-2824654.html

Una ruta promocionara el turismo en torno al proceso de transformación del jamón

La ruta del jamón ibérico ‘Dehesa de Extremadura’ promocionará el turismo por la provincia de Badajoz en torno al proceso de
transformación de este producto mediante experiencias como matanzas didácticas, visitas a secaderos, a la dehesa o a explotaciones ganaderas
o rutas en 4×4 promovidas por la Diputación de Badajoz con la colaboración de tres empresas extremeñas del sector turístico.

El diputado de Igualdad y Desarrollo Local de la institución provincial pacense, Manuel Antonio Díaz, acompañado de los representantes de
las empresas Viajar Extremadura, Toni Álvarez; Extremadura Despega, Manuel Vicente Gallardo; y Viajes Traventure, Juan José Sánchez, ha presentado esta iniciativa que se desarrollará en torno a los meses de diciembre y enero.

Manuel Antonio Díaz ha puesto en valor que el turismo es uno de los sectores estratégicos para la Diputación de Badajoz a la hora de conseguir un mayor desarrollo socio económico de la provincia a través de diferentes acciones como esta ruta del jamón, uno de los productos y destinos que la institución intenta visualizar dado su “claro potencial”.

De esta forma, el diputado provincial ha concretado que consiste en un paquete de 17 actividades que desarrollan tres empresas extremeñas en la zona centro y sur de la provincia durante los meses de diciembre y enero y que la Diputación se encargará de su promoción para potenciarla y que tenga “los mejores resultados posibles”.
PORMENORES DE LAS ACTIVIDADES

Por su parte, Toni Álvarez ha explicado que su agencia de gestión de viajes online ha
ampliado su oferta con tres paquetes turísticos, dos escapadas y un viaje en torno a la
ruta del jamón desde Higuera la Real hasta Llerena y al patrimonio cultural de la zona.
Así ha confiado en “cubrir las expectativas” de los interesados, que podrán saborear
jamón o visitar la dehesa y que se “lleven una buena impresión de Extremadura, tanto
como para volver”, ha apuntado.

A su vez Manuel Vicente Gallardo ha agregado que su empresa ha diseñado paquetes para los propios extremeños en torno a la ruta del jamón y con salidas desde distintos puntos de la geografía regional para poder recorrer Monesterio, Higuera de la Real, Fuente de Cantos y Llerena y visitas a centros de interpretación, catas de jamón, matanzas, o rutas en 4×4 o en buggy a precios “muy asequibles” para individuales o grupos.

En esta línea, ha añadido que también se están promocionando estas actividades en agencias de viajes de España, Portugal, Francia, Inglaterra o China.

Finalmente Juan José Sánchez ha incidido en que Viajes Traventure apuesta por tres productos clásicos en torno al jamón como matanzas didácticas con varias salidas durante este invierno para conocer y participar en este proceso tradicional, una ruta del jamón para conocer las fincas, la dehesa, la montanera o el secadero para ver el proceso de cría, producción y corte, y los safaris en 4×4 en torno a las fincas donde se crían los cerdos y que concluye con una prueba con cortador profesional.

A este respecto ha abogado por el hecho de que sea un programa “extenso” para que estos productos se conozcan a nivel regional, nacional o internacional.

 

Puede encontrar la noticia en:

http://www.europapress.es/extremadura/noticia-ruta-promocionara-turismo-provincia-badajoz-torno-proceso-transformacion-jamon-20141210132638.html

Extremadura, destino de lujo para las aves

Uno de los principales paraísos europeos de aves que cuenta con 69 zonas declaradas de especial protección (ZEPA) entre las que se reparten 337 especies distintas a lo largo del año.

Las grullas son tan elegantes como escandalosas. Más bien chillonas, el gorjeo que emiten en bandada se convierte en toda una sensación para los oídos. No menos sorprendente es su vuelo, en grupos que dibujan una perfecta ‘uve’ que será fácil de adivinar de aquí a las puertas de la primavera en los cielos de Extremadura.

La presencia de miles de grullas por las provincias de Cáceres y Badajoz se ha convertido en el espectáculo ornitológico estrella de la comunidad autónoma. Se trata de un reclamo al que acuden cada vez más amantes de los pájaros y de la naturaleza y por eso se ha empaquetado bajo sellos como los del Festival de las Grullas de Navalvillar de Pela o las Jornadas Moraleja Vuela, con el deseo de convertirlo cada vez más en un aliciente turístico.

Es solo un ejemplo de show de la avifauna que puede contemplarse en la región, uno de los principales paraísos europeos de aves que cuenta con hasta 69 zonas declaradas de especial protección (ZEPA) entre las que se reparten hasta 337 especies distintas a lo largo del año. Un 35% de ellas son especies protegidas, lo que le concede todavía más valor.

Al batir de todas esas alas acuden cada año miles de visitantes. Lo hicieron más de 20.000 en 2011, procedentes principalmente de otros puntos de España, del Reino Unido, Holanda, Alemania, Bélgica y Francia principalmente. Es el último dato numérico que maneja el Gobierno de Extremadura, que está poniendo al día ese registro cuya conclusión seguramente arrojará un aumento en el número de visitas.

Se miran silencio y a distancia

La coexistencia de ecosistemas como el bosque mediterráneo, los cultivos de regadío, pastizales, embalses y charcas, dehesas, zonas de matorral, roquedos, ríos y arroyos hacen que las aves encuentren en Extremadura un escenario de primera categoría para aposentarse. No sólo en el medio rural sino también en pueblos y ciudades con campanarios, castillos y casas palaciegas llenos de huecos y soportes en los que construir nidos. En unos y otros encuentran comida, agua y cobijo, el trío perfecto para fijar su residencia o utilizarla como zona de paso en sus viajes migratorios.

Lo hacen, por ejemplo, las entre 80.000 y 100.000 grullas que volarán hasta aproximadamente el mes de marzo por Extremadura, destino de su migración, desde donde irán tomando de nuevo rumbo al norte de Europa.

“Las grullas que invernan en la región proceden del norte de Europa, de Suecia, Finlandia, Noruega, Alemania, Polonia… Entre febrero y marzo volverán a sus lugares de nidificación”, explica Jesús Valiente, de Adenex.

Su llegada se celebra con eventos como las III Jornadas Ornitológicas de Turismo Moraleja Vuela, organizadas por el Ayuntamiento de la localidad cacereña, que tiene en su entorno el embalse de Borbollón, uno de los miradores más aconsejables para disfrutar de esta visita. Es su manera de dar la bienvenida a las primeras bandadas, con avistamientos guiados, talleres y ponencias sobre ornitología que se desarrollaron la semana pasada.

Le tomará el testigo el fin de semana que viene el Festival de las Grullas organizado por el Gobierno de Extremadura, que tendrá lugar los días 29 y 30 en la Moheda Alta de Navalvillar de Pela, otras de las áreas que acogen un mayor número de estos ejemplares.

Silencio y respeto, guardando una distancia adecuada para disfrutar del espectáculo sin alterar a las grullas son las dos premisas que los expertos piden que se tengan en cuenta si se quiere contemplarlas.

“Durante el día se las puede encontrar en la dehesa, barbechos y campos de cultivo en los que buscan comida y si se prefiere observarlas en la partida y en su vuelta hacia los dormideros que tienen en zonas húmedas el momento perfecto es el amanecer y el ocaso”, indica José Rivero, gerente y guía de naturaleza de Natur Extremadura.

Escucharlas y verlas volar es ya un aliciente de peso, pero quienes quieran descubrirlas más de cerca deben proveerse de prismáticos.Como zonas en las que hacerlo al margen de las elegidas en los eventos ya programados, los embalses de Valdecaballeros, Orellana y Cornalvo, los entornos de Palazuelo, Valdehornillos, Zorita, Azuaga y Navalmoral se consideran especialmente importantes por la cantidad de especies que albergan, según el portal Birding Extremadura de la consejería de Ordenación del Territorio y Turismo.

No son los únicos y en cualquier caso la ubicación perfecta debe estar entre los comederos y los dormideros.

Cuidado con las especies amenazadas

Extremadura es un observatorio espontáneo de aves todo el año y no son solo las grullas las que ofrecen espectáculo. El cortejo nupcial de las avutardas en cultivos y pastizales de La Serena, Llanos de Cáceres y Alcántara, Trujillo, Magasca, Brozas o la Campiña Sur es otra de las puestas en escena que merecen la pena. Lo mismo ocurre con las colonias de reproducción de garzas que eligen los tramos urbanos del Guadiana en Mérida y Badajoz; con los vencejos reales que entran y salen de los grandes puentes de la capital emeritense; con los cernícalos primilla que anidan en la iglesia de la Purificación de Almendralejo o los buitres que sobrevuelan el Salto del Gitano en el Parque Nacional de Monfragüe.

Colonias de cigüeñas blancas, comunidades de golondrinas y vencejos de varias especies que hay en muchos pueblos y ciudades son también referentes para la observación, según se apunta desde Adenex.

Monfragüe es precisamente la sede de la Feria Internacional de Turismo Ornitológico que el próximo mes de febrero celebrará su décimo aniversario. El certamen ha servido para colocar Extremadura en el mapa internacional de la observación de aves y se ha convertido en una de las citas más importantes de su género en Europa.El Festival de las Aves de la Ciudad de Cáceres que se desarrolla en primavera y el Certamen Internacional de Cine de Turismo de Naturaleza, son las otras citas con las que la región rinde tributo a esas miles de alas que la han convertido en un paraíso.

Los planes no cesan y uno de los que se manejan en estos momentos es la reintroducción del quebrantahuesos en la comarca de Villuercas-Ibores, elegida para intentar devolver esta especie amenazada por considerar que reúne el hábitat perfecto para un ave que junto a los buitres leonado y negro y el alimoche es de los más importantes de la avifauna ibérica. En este sentido, el Gobex está manteniendo contactos con la Dirección General del Medio Natural de Aragón, que lidera la conservación del quebrantahuesos, para sacar adelante este proyecto con el que se pretende dinamizar el turismo de naturaleza y ornitológico.

Si sale adelante, el quebrantahuesos se sumaría a algunas de las especies más amenazadas de Europa que ya viven en Extremadura: águila imperial ibérica y la perdicera, cigüeña negra, buitre negro, alimoche, cernícalo primilla, aguilucho cenizo y avutarda, donde encuentran su paraíso.

Puede encontrar la noticia en:

http://www.eldiario.es/eldiarioex/turismo/turismo_ornitologico_Extremadura_grullas_0_326867667.html

Crean la ruta Jabugo en la sierra de Huelva

El Patronato Provincial de Turismo y una veintena de instituciones y empresas han suscrito un acuerdo para la puesta en marcha del «Club Ruta del Jabugo», que nace  para impulsar el turismo gastronómico y el jamón ibérico en Huelva.

El producto turístico consiste en recorrer los territorios de la Denominación de Origen Jabugo en la Sierra de Aracena y Picos de Aroche, visitando los secaderos y bodegas para conocer el proceso de elaboración, degustando y consumiendo el jamón en restaurantes y tiendas, pernoctando en alojamientos ubicados en estos territorios que informan sobre el jamón y los lugares donde interpretar el mundo del ibérico, y disfrutando de los paisajes de dehesa, a través de las visitas a las fincas productoras, museos y centros de interpretación.

El presidente del Patronato, Ignacio Caraballo, ha considerado que la experiencia contribuirá a mejorar la competitividad del turismoonubense en el mercado nacional e internacional, de esta forma que se sume a las rutas ya existentes del Vino y del Toro. «Queremos que la imagen de Huelva se asocie a la gastronomía y a un producto que es símbolo de pureza y exquisitez como es el jamón cien por cien ibérico», ha dicho.

Puede encontrar la noticia en:

http://sevilla.abc.es/andalucia/huelva/20141010/sevi-crean-ruta-jabugo-sierra-201410101711.html




Archivos

Translate »